Entradas recientes
Gargantilla de perlas | Perlas online
15621
single,single-post,postid-15621,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,side_menu_slide_with_content,width_470,qode-theme-ver-9.1,wpb-js-composer js-comp-ver-4.11.1,vc_responsive

Gargantillas de perlas

gargantilla de perlas

13 Sep Gargantillas de perlas

Existen pocas joyas tan versátiles como las gargantillas de perlas cultivadas. Podrás lucirlas en eventos sociales, como una forma elegante de acompañar tu vestido y vestir tu garganta.

Además, esta joya también es adecuada para llevarla en tu día a día, en casa o en el trabajo.

Con una joya de estas características causarás una impresión positiva y demostrarás tener estilo propio, seguridad y buen gusto.

La gargantilla de perlas es sencillamente un clásico en joyería, junto a los pendientes de perlas, se trata del accesorio más estimado y conocido de cualquier mujer.

Gargantillas de perlas de calidad

Para fabricar las mejores gargantillas se deben utilizar únicamente las perlas más nobles y uniformes.

En el proceso de fabricación se debe prestar especial atención al manejo de las perlas para estas que no pierdan su gracia y belleza.

Las gargantillas más valoradas son las que usan una perlas redondas. Los conocedores de la materia sabrán que las perlas perfectamente redondas son algo realmente excepcional y difícil de conseguir.

Los fans de las joyas con perlas utilizan gargantillas con perlas blancas Akoya y perlas cultivadas de agua dulce, perlas del Pacífico en color champán y blanco así como las típicas perlas de Tahití en color gris brillante.

Las mejores gargantillas de perlas son fabricadas y anudadas a mano y para ello se escogen únicamente productos de gran calidad. En el improbable caso de que ocurriera un pequeño desastre, solo tendrás que agacharte a recoger una perla, porque el resto estarán bien sujetas gracias al anudado.

Gargantillas como collar infinito

Una gargantilla de perlas infinita (con una longitud de hasta unos 120 cm) es una joya conocida universalmente que se puede llevar de varias formas.

Una gargantilla de perlas es un accesorio que disfrutarás durante toda la vida, tanto si la llevas con varias vueltas de cuello o más clásica, con sólo dos vueltas. Según la forma que escojas para llevar tu gargantilla, te quedará mejor un tipo determinado de vestido: por ejemplo un vestido de verano de colores o un estiloso vestido de noche.

Todo depende del motivo de la celebración, de la compañía y, por supuesto, del gusto personal.

Se trata de sacarse el máximo partido dentro de tus propias posibilidades.

Durante el proceso de fabricación de las gargantillas de perlas, se ha prestado especial atención en adaptar el diámetro de la perla y la longitud de la gargantilla. Cuanto más grande es el diámetro de una perla, más larga será la gargantilla de perlas.

Si tu gargantilla de perlas es demasiado larga, puedes conseguir acortadores de collares con los que podrás extraer perlas. A través de esta herramienta profesional, te asegurarás la calidad de tu gargantilla. De esta manera, podrás seguir utilizando tu gargantilla sin riesgo ninguno.

Nada queda tan elegante como otro tesoro de perlas. Además, si las perlas de tu pulsera de perlas y de tu gargantilla son del mismo tipo, reflejarás una señal de buen gusto.

Combinar las joyas es un arte, hazlo con creatividad, pero sin correr riesgos excesivos.

Cierres de primera calidad

Las gargantillas de perlas auténticas merecen cierres de primera calidad. Para poner y quitar una gargantilla es importante que el cierre sea fácil de abrir.

Por otra parte, la fijación tendrá que ser segura y proporcionarte libertad de movimientos.

En las mejores gargantillas se suele combinar tipos de perlas de primera calidad con aleaciones preciosas.

La joya perfecta tiene que ser de fácil manejo y esto se lo garantizamos con los cierres de calidad.

Una gargantilla de perlas es una joya atemporal y única para resplandecer. No lo dudes, ponte una gargantilla de perlas y brilla.